Blog

LLEGAR A LA EXCELENCIA CON UN COACH

En un reciente estudio llevado a cabo por la revista estadounidense Public Management, se ha revelado que las personas que reciben cualquier tipo de formación incrementan su productividad en un 22%. Si a esa formación se le añade la figura de un coach personal una vez por semana, el resultado se incrementa hasta el 88%.

Esta es una de las razones por las que poner un coach en tu vida te puede ayudar a lograr la excelencia. El poder de los resultados del coaching queda demostrado también con el dato que proporciona un reciente estudio de la Standford Graduate School of Business, que dice que el 52% de los ejecutivos de las mayores empresas de EEUU trabajan con un coach a su lado.

Cuándo contratar un coach

El proceso de entrenarnos a nosotros mismos para cambiar o mejorar algún aspecto en nuestra vida –ya sea personal o profesional– es lo más difícil. Si notas que hay una distancia entre donde estás ahora y donde te gustaría estar, esta es la evidencia de que necesitas poner un coach en tu vida. El coach te ayudará a cerrar esa distancia, a romper con tus limitaciones y a conectarte con tu mundo de potencial.

Si quieres lograr cambios duraderos y consistentes tienes que comprometerte con la excelencia. Los procesos de coaching te ayudarán a lograrlo y te permitirán seguir creciendo y disfrutar de lo que haces de manera continuada. Las razones por las que llegarás a la excelencia con un coach son las siguientes:

–         Si trabajas con alguien trabajas mucho más que si lo haces solo. Los deportistas que ponen un coach en su vida se marcan objetivos mayores, piensan en grande y son capaces de acometer proyectos de mayor envergadura porque se sienten confiados.

–         El coach profesional sabe cómo ayudarte a marcarte los objetivos adecuados y a estructurar tu vida personal y profesional para lograr mayor productividad con menos esfuerzo.

–         Un coach bien preparado sabe emplear las palabras y expresiones adecuadas para que estés motivado. Sabe cómo hacerte responsable de tu vida y de lo que pasa en ella.

–         El coaching funciona mejor si se hace una vez por semana, para que así tengas tiempo de integrar tus nuevas visiones y maneras de pensar y enfocarte a la acción sobre tus nuevos objetivos.

–         Después de poner un coach en tu vida, verás cómo las cosas empiezan a pasar de una manera muy rápida.

En resumen, para que las cosas en tu vida cambien, tú tienes que cambiar. Para que las cosas en tu vida mejoren, tú tienes que mejorar. El coach te ayuda en este proceso de cambio y mejora y te empodera para que logres tus objetivos y veas tu vida cambiar realmente.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *